fbpx

La falta de condiciones en el hogar, situación que afecta la productividad de los empleados en el #homeoffice

462 0
La productividad de los empleados durante el home office está directamente relacionada con la experiencia vivencial que tengan en sus espacios de trabajo. Durante este periodo de pandemia, factores como la ergonomía aplicada al mobiliario, la iluminación, así como elementos como el ruido, la conectividad y deficiencias tecnológicas en el hogar, pueden ser causas que den respuesta a problemas que están enfrentando los empleados en esta etapa.
 
Así lo señaló Arturo Bañuelos, Director Ejecutivo de la División de Administración de Proyectos y Desarrollos de JLL, durante el Conversatorio “La adaptación de espacios de oficina en el hogar: retos y oportunidades”, que se llevó a cabo en días pasados con el fin de generar un espacio de reflexión y análisis entre expertos en la materia. En el evento virtual, participaron también directivos de Gensler, reconocida firma global de diseño y arquitectura, y Humanscale, empresa líder en el diseño y fabricación de mobiliario ergonómico, que busca cuidar la salud y el confort en los espacios laborales. 
 
Arturo Bañuelos precisó que la experiencia vivencial que tienen los empleados en el lugar de trabajo también define el nivel en el que se sienten capacitados, involucrados y satisfechos. Este factor ocupa una posición central a la hora de tomar decisiones, tanto estratégicas como operativas por las empresas. “El home office fue un modelo considerado en una primera etapa como una alternativa ante la pandemia COVID-19. No obstante, dado el escenario actual, es probable que se adapte un modelo híbrido, entre el trabajo en la oficina y el hogar, por un tiempo indeterminado. El home office era una tendencia que venía creciendo en los últimos años. Incluso, muchas empresas ya lo implementaban previo a la pandemia. Existen aún muchas dudas de qué vendrá en los próximos meses, hay incertidumbre, pero lo que es un hecho es que hay que reflexionar ante la necesidad de generar espacios acordes a las necesidades de los empleados en su hogar”, precisó el directivo de JLL.
 
Por su parte, Ania Ysunza, Directora de Estudio de Espacios de Trabajo de Gensler, señaló que, de acuerdo a una encuesta realizada por la firma, el 55 por ciento de los encuestados respondieron que esperan tener al menos un día de trabajo remoto, por lo que manifiestan tener oportunidad de mezclar el trabajo en el hogar y en la oficina. Además, la directiva de Gensler también destacó algunos otros datos relevantes en dicha encuesta: son justamente las generaciones baby boomers y generación “X”, los que irónicamente, pese a que han trabajado en oficinas la mayor parte de su vida laboral, han aceptado de mejor forma la idea de trabajar desde el hogar. A diferencia de ellos, millenials y generación “Z”, son los que manifestaron mayor necesidad de regresar a los espacios de oficinas corporativas. Esto señaló Ania Ysunza, responde en gran medida a las condiciones de vivienda de dichas generaciones (millenials y “z”), pues en muchas ocasiones viven en lugares compartidos o muy reducidos y algunos de ellos tienen hijos pequeños o lugares poco acondicionados para el home office
 
Durante su intervención, María Laura Guevara, Directora de Estudio de Estilo de Vida de Gensler, indicó que durante esta etapa de pandemia por COVID-19, los empleados están exigiendo más y mejores espacios en los hogares. Algunos de los temas que más resaltan, de acuerdo a la encuesta realizada por Gensler, son la ergonomía, iluminación, ruidos alrededor del espacio donde se trabaja y/o estudia, las necesidades de inversión en mobiliario de oficina, entre otros. “Aunque en el futuro sigamos trabajando desde casa, creemos que algunos temas como las reuniones de trabajo, no podrán llevarse a cabo desde estos espacios en el hogar. Se están considerando alternativas como salas de reunión para recibir invitados, adaptación de estudios donde puedan estar alejados de ruidos e interrupciones, así como algunas otras tendencias asociadas a la búsqueda por el bienestar: lugares con espacios abiertos, opciones con balcones o terrazas privadas, con iluminación y ventilación natural, espacios en donde tengan contacto con la naturaleza, etc.”, aseguró María Laura Guevara. 
 
Alberto Elizondo, Director General de Humanscale en América Latina, indicó durante su participación en el Conversatorio que, si bien muchos empleados se sienten más productivos trabajando desde casa, “no necesariamente tienen la disciplina para trabajar desde el hogar”. Indicó que en los últimos meses, sobre todo previo a la pandemia, algunas empresas ya buscaban estandarizar los espacios de trabajo en las oficinas. No obstante, en cuanto llegó la pandemia y fue necesario que los empleados trabajaran desde el hogar, los retos para las empresas comenzaron a surgir. Señaló que por ejemplo, si bien algunas empresas destinaron un presupuesto para que cada empleado adaptara una oficina en su hogar, no todos tenían el mismo espacio o las mismas condiciones, y que había hogares en donde adaptar una oficina resultaba todo un reto. Por tanto, Alberto Elizondo precisó que una de las experiencias de esta etapa es que las empresas deben estar constantemente evaluando y haciendo consultas internas, para conocer las necesidades específicas de cada empleado y las condiciones de sus hogares. “Es importante que las empresas dediquen un espacio al entrenamiento de los empleados con respecto a las posturas al momento de trabajar, pues existen riesgos en las posturas que pueden afectar su salud”, aseguró.
 
Cabe destacar que la realización de este Conversatorio respondió en gran medida a la necesidad de analizar en qué grado, los espacios de trabajo en los hogares están afectando o beneficiando la productividad. Existenindicios de que el home office, durante una primera etapa, estaba trayendo resultados positivos en la productividad de los empleados. Sin embargo, después de cuatro meses aproximadamente, la curva de producción comienza a descender, y quizá la respuesta a esto es que no existen espacios adecuados para trabajar desde el hogar. Si bien las condiciones en el futuro cercano son inciertas, una de las principales conclusiones de este Conversatorio es que, tanto empresas como empleados, deben trabajar de la mano con el fin de ir perfeccionando el modelo del home office y adecuar lo que sea necesario, con el fin de que esta modalidad de trabajo sea eficiente para todos.

Related Post

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies